Museo Violeta Parra: arquitectura, ubicación, actividades y más

El Museo Violeta Parra, sorprende por su autenticidad creatividad, la manera en la artista despierta la sensibilidad por medio de su obra. La  estructura de sus instalaciones sorprende por su arquitectura y la selección de obras presentes en él, plasma momentos de la vida de Violeta, su obra y sus pensamientos. Ofrece una experiencia cultural memorable, no te puedes perder este artículo!!

Museo Violeta Parra

Historia del Museo Violeta Parra

El Museo Violeta Parra es un museo de arte y centro cuerpo cultural con vida propia, se encuentra en la comuna y ciudad de Santiago, Chile. Este centro abrió sus puertas el 4 de octubre de 2015, dentro de su misión está la pretensión de conservar y promover el legado artístico de la chilena Violeta Parra. (Ver artículo:Museo Interactivo Mirador).

El Museo Violeta Parra, se inauguró de la mano de Michelle Bachelet, presidente de Chile en el 2015. Esta obra, era una deuda que había con la artista, ya que el museo debió abrir sus puertas a finales del 2011, no obstante, por diversas razones no fue posible, cuyas causas no se discutirán en este Post. Ahora, el centro representa la manera de recuperar esta artista popular, múltiple, diversa y de una intensidad y creatividad asombrosa.

Se pretende así primordialmente, mostrar de forma permanente el patrimonio artístico de la autora, conteniendo en su seno sus arpilleras, óleos y obras en papel maché. Se cuenta con una muestra de 48 obras, entre donaciones y comodatos, pero se exhiben solo 23, en dos grandes temas de Violeta Parra: lo humano y lo divino.

El Museo Violeta Parra, está bajo a administración y  gestión de la Fundación que lleva su mismo nombre, es una entidad creada para este fin, el museo exhibe arpilleras, esculturas, obras de papel maché y pinturas de la artista, además de documentación, fotos y material audiovisual. Cuenta con dos salas de exposición de unos 80 m2. cada una, una sala audiovisual, otra didáctica, una biblioteca, una tienda, cafetería, oficinas y un auditorio con capacidad para 100 personas.

En este sentido, dicho auditorio, es financiado por la región francesa de la Isla de Francia, quien aportó una importante suma de dólares para su edificación. El auditorio lleva por nombre Antar, en memoria del hijo de Tita Parra, el nieto de Isabel Parra fallecido en 2010.

Es importante señalar, que durante muchos años los familiares habían perseguido este sueño, ya que se considera a Violeta Parra de la misma talla que cualquier prócer de Chile. Hasta que finalmente se concretó su construcción, bajo un esquema de obras de tipo cultural que se dieron en ese país bajo el mandato de Michelle Bachelet.

Museo Violeta Parra

En la entrada de acceso al Museo Violeta Parra, se puede apreciar un mural hecho por Vicuña Mackenna y un mural del grafitero Basco Vazko (1983),  que data de 2017 , es un mural de 18 metros de longitud; la obra tiene como fin principal combatir los rayados, según García-Huidobro; ello en atención a que el edificio no muestra fachada hacia la calle, por lo que resulta difícil de visualizar e identificar, y es mural ayuda a solucionar eso.

Un aspecto resaltante es que dentro de las obras integradas a la colección permanente del Museo Violeta Parra en ese mismo año 2017,  fue la arpillera Combate Naval I (1964), que se había expuesto por última vez hace 10 años en el Centro Cultural La Moneda, y desde entonces había permanecido guardada. (Ver artículo: La Chascona).

Arquitectura 

La ubicación de La Jardinera, como se le llama al Museo Violeta Parra, en honor a la letra de la música de Parra, es muy céntrico, en una de las zonas más conocidas de la capital. El proyecto corresponde al arquitecto chileno Cristián Undurraga, quien se hizo cargo de este obra pública. El gobierno de Chile quiso rendir tributo a esta mujer diversa, dedicada a la pintura, la escultura, también bordaba, era investigadora popular, ceramista, es decir trabaja con lo que había, según ella.

Museo Violeta Parra

La vida de Violeta Parra, autora de Gracias a la Vida y Volver a los 17, es una suerte de caleidoscopio cultural de múltiples aristas. Por  ello el detonante de las ideas para dar forma y vida a este magnífico centro, erigido en las adyacencias del centro histórico de Santiago, como es el Barrio San Borja, una zona que ha transitado del modelo de ciudad compacta, hacia una de torres aisladas, donde la claridad del espacio público tradicional se desdibujó.

En tanto, el terreno, se ubica entre dos calles significantes en el entramado del urbanismo, como es la Avenida Vicuña Mackenna que denota uno de los pilares estructurales de Santiago. Dado que se deseaba que la fachada más visible desde la calle, dijera algo del sentido del Museo Violeta Parra. De allí el diseño con tejidos de mimbre en interior de los vidriales.

La mimbrera da reflejo a la parte más artesanal popularmente hablando, al tiempo de que el museo también lleva inmerso el acervo de la Fundación Violeta Parra, siendo un deseo inicial por ,os herederos  de la artista que compilaron su  legado artístico. En un futuro, El Museo Violeta Parra, compartirá el terreno con el Centro Cultural Argentino, otro proyecto del arquitecto y del estado, a efectos de erigir en el lugar, un punto de desarrollo artístico y cultural.

Museo Violeta Parra

La fachada principal del edificio, recibe luz natural del Sur, está conformada por paneles de cristal doble, en cuya cámara interior se aloja un tejido de mimbre. Por una parte, permite el paso de una luz tamizada y, por otra, genera un interior íntimo y protegido. “Este tejido de mimbre anuncia, desde el espacio urbano, el compromiso de la artista con la artesanía”, y que fue una de las facetas de Violeta Parra.

La planta del Museo Violeta Parra, tiene una apertura que envuelve al patio ondeado en casi un circulo, que tiene en medio un pequeño oasis, para descansar luego del intenso tránsito de Santiago de Chile. En ese lugar mágico, se puede percibir el la calidez del sol del que viene del norte, que se cuela entre los intersticios de los edificios preexistentes. (Ver artículo: Museo Interactivo de Economía).

Mientras la longitud de la trayectoria desde el exterior se relaciona con la alargada fachada,  el paseo en su interior se conlleva a una¡ área vertical. Allí las ondas cuadradas y sus opuestas, refieren a un microcosmos rico y complejo, anticipando las múltiples realidades de las que Violeta Parra era testigo.

Actividades a realizar 

Además de los tradicionales paseos y visitas a las variadas muestras, programas interactivos, así como eventos que se presentan y divulgan en el Museo Violeta Parra, en sus diversas salas de exposiciones permanentes, las visitas guiadas para apreciar el trabajo en manual al detalle, también se puede disfrutar de otras actividades que el museo trae periódicamente a sus diversas salas.

El Museo Violeta Parra, siempre está innovando y generando actividades para ofrecer a sus visitantes una variedad de eventos culturales y educativos, para promover la cultura en general, en honor a esta creadora y maravillosa mujer. Se realizan además talleres, charlas, recitales y mucho más para la familia, a tales fines podrá disfrutar y participar en actividades, como las siguientes:

  • Mediación La Maleta de Violeta, día del Patrimonio Cultural: es una exhibición transitoria de madera y cuero, que muestra compone visuales, táctiles y sonoros que representan eventos vinculados con Violeta Parra.
  • Visita Mediada Musical por el Museo, día del Patrimonio Cultural II: paseo por los espacios del museo, al son de las canciones de Violeta Parra en un singular tour que vinculan su obra plástica con la musical al son de la guitarra.

 Museo Violeta Parra

  • Jornada de Declaración de Significado para la restauración de la pintura Justice du Monde, de Violeta Parra:  es una de las 41 obras de Violeta Parra, reconocidas como Monumento de la Nación, en la categoría Monumento Histórico el 4 de octubre de 2017, con ocasión al centenario del natalicio de la artista.

La pieza entró al Laboratorio de Pintura del Centro Nacional de Conservación y Restauración, luego de convenir una colaboración entre el Museo Violeta Parra y el CNCR, para llevar a cabo la recuperación. Se hará con un método que pretende entender y describir el cómo y por qué una pieza es significativa revisando, desde diferentes perspectivas, el significado y valor actual de la pintura.

  • Tango y Milonga con Silvia Gaudin, día del Patrimonio Cultural: actividad para promover la danza del tango y la milonga en la plaza del museo con la artista argentina Silvia Gaudin. El evento se realiza en el marco del Ciclo “Los Pueblos Americanos”, donde se rinde homenaje al Día Internacional de Argentina.

museo violeta parra

  • Cuecas en Vivo en la explanada, Los Nogalinos, día del Patrimonio Cultural: el clásico Ciclo de Cuecas llega al Día del Patrimonio para llenar la explanada del baile tradicional. Se requiere de un pañuelo y las ganas de bailar con la presentación de la banda Los Nogalinos.
  • Ciclo de Teatro de Títeres, Festival Unipersonal, día del Patrimonio Cultural: es  un Festival Unipersonal, de la Compañía Marionautas, cuyo fin es desarrollar algunas  interpretaciones musicales con aplicando variados métodos de marionetas y títeres. Está previsto una presentación folclórica con marionetas de hilo, personificando a la misma Violeta Parra.

Esta representación para la familia se caracteriza porque se podrá interactuar con los elementos, y además, es educativo, dirigido principalmente a niños y niñas que podrán aprender de las diferentes técnicas de títeres que utiliza un titiritero frente a sus espectadores.

  • Cuecas en Vivo en la explanada, Las Mononas, día del Patrimonio Cultural:  también un clásico Ciclo de Cuecas que llega al Día del Patrimonio para llenar la explanada de baile tradicional. Igualmente se requiere de un pañuelo y deseos de bailar con la presentación de la banda Las Mononas.

museo violeta parra

Salas del Museo Violeta Parra

El recorrido por el Museo Violeta Parra, es una proposición de conocer la figura de la artista por medio de una experiencia sensorial y sonora. Canciones según la visión de la arista, se pueden colorear y bordar, en su obra que rescató tradiciones populares del espacio del obrero y del campesinado. Una artista integral, que dejó su legado y su marca. Un tributo necesario, para apreciar su obra, el Museo cuenta con los siguientes espacios:

Rampa: constituida por al entrada principal  donde aparece una larga cuesta, donde la invitación es ingresar lentamente, para sumergirse en el universo maravilloso mundo de la artista, a través de su música y del poema titulado “Defensa de Violeta”, escrito por el hermano de esta, Nicanor.

Sala Audiovisual: un espacio más íntimo que permite sumergirse en la vida y obra de Violeta Parra, a través de valiosos registros audiovisuales y  su memoria documental.

Sala Humana: esta se ubica en la planta alta del Museo Violeta Parra, donde se muestran las obras que representan el vínculo de la propia Violeta Parra con las tradiciones populares, el mundo obrero y campesino de Chile. Aquí hay piezas que evidencian la importancia de la cueca, de su cercanía con el circo y de sus grandes amistades, entre otros. También está presente su guitarrón, instrumento de origen chileno, utilizado preferentemente para la interpretación del Canto a lo Humano y a lo Divino.

Sala Divina: en este espacio se recorre la conexión de Violeta Parra con la religiosidad y el mundo espiritual, siempre desde las costumbres populares chilenas. La imagen de Cristo, la fe, lo celestial, la muerte y sus rituales, tales como el velorio del angelito, donde se toman la exhibición, que se complementa con otro instrumento musical de la propia artista, como su arpa.

Bosque Sonoro: es una instalación a través de la cual los visitantes pueden tener una vivencia sensorial y de encuentro con la música de la artista, por medio de troncos sonorizados, allí se puede sentir el espíritu y delicadeza de la artista.

Sala Educativa: es un área ideada especialmente para los estudiantes, posee una serie de dispositivos interactivos que, a través de música, texturas, aromas o poesía, permiten comprender de mejor manera el contexto en que se desempeñó la multifacética Violeta Parra. Está pensado para albergar talleres de distintos niveles educacionales, complementando así las visitas guiadas que realiza el equipo de mediación.

Museo Violeta Parra

Sala Antar: cuenta con espacios para contener a 100 personas, el auditorio del museo se presenta como un cálido y moderno lugar para espectáculos musicales, charlas u otro tipo de actividad. Rodeado de obras de la artista, cuenta con un escenario y tecnología que permite presentaciones con los más altos estándares de calidad. Todo en una ubicación privilegiada en el centro de Santiago e inmerso en un espacio de enorme valor cultural.

Además cuenta con el café Run-Run,  y su acogedora y aireada terraza que da al jardín interior; también tiene una tienda con reproducciones, libros y recuerdos relacionados con Violeta Parra, así como una biblioteca.

En la zona exterior del piso 2, también hay áreas de jardín que alarga la vegetación hacia la emplazada del centro del museo. Aquí da la sensación de que la arquitectura desaparece, y surge un universo verde, con plantas, simulando un bosque con humedad propia del sur Chileno que manifestó tanto cariño y amor la artista Violeta Parra, y que se trató de recrear un espacio en el Museo Violeta Parra, aunque sea una pequeña zona.

Museo Violeta Parra

Museo la Jardinera Violeta Parra

La Jardinera, se denomina el centro del Museo Violeta Parra, pues en honor a la artista se colocó este nombre para recordar su canción de La Jardinera. Así que en este edificio en forma de guitarra,  guarda en su centro un hermoso y gran jardín interior; esta se conecta de forma armoniosa con las exhibiciones de sus dos salones permanentes, con 23 obras de la artista, pudiendo apreciar objetos personales y documentos, que evidencian su trayectoria y sus procesos creativos.

Este tercer espacio que se añadió al Museo Violeta Parra, simboliza la relación y conexión que siempre tenía Violeta Parra con la naturaleza. Se trata pues, de la sala «La Jardinera», ubicada en el jardín interior del Museo, en cuya creación el Museo invitó a la Fundación Cosmos a participar. La sala La Jardinera, se realizó el 4 de octubre del 2017, al cumplirse 100 años del nacimiento de Violeta Parra.

La Jardinera posee una caminería donde pueden acceder todos tipo devisitantes, a manera que todos puedan recorrerla y conocer los distintos puntos o estaciones que destacan la dimensión sensorial de Violeta Parra. Clavellinas rojas, violetas, azules, pensamientos, manzanillón, amapolas, toronjil, entre otras plantas que adornan el jardín, encarnando las letras de canciones como La Jardinera, a la cual se debe el nombre de esta nueva sala. La Sala exterior, además, contiene una fuente de piedras con caída de agua, bebederos de aves y pajareras.

museo violeta parra

Obras

El Museo Violeta Parra, dispone de 2 salones significativos, donde se exhibe parte de la muestra permanente, comprendida por 23 obras de arpillera, pinturas y papel maché, que se complementan en los espacios audiovisuales del conjunto.

También hay elementos personales de la autora, como su arpa, guitarrón y máquina de coser. También hay documentos que dan cuenta del proceso creativo que la llevó a elaborar sus trabajos visuales y musicales. Parte de su obra se exhibió en el Museo de Artes Decorativas del Palacio del Louvre, en París, Francia, en 1964.

Aunque el museo tiene 48 obras visuales de Violeta Parra, solo se muestran 23 de ellas, compuesta por diversas lienzos bordados, papel maché y óleos, entre otras. La intención era rotar las muestras, pero el catálogo, colgado en la página oficial y que se puede acceder, contiene solo las expuestas cuando fue inaugurado y no la colección completa.

Museo Violeta Parra

En el museo, hoy se pueden apreciar 47 obras de la artista, traídas desde el Centro Cultural Palacio de La Moneda, y algún otro material inédito, compuesto por arpilleras, cuadros en óleo, papel maché, entre otros. Sin embargo al inaugurarse, la Sala Humana mostraba siete obras a saber:

  • Afiche: tela bordada 98 x 66.5 cm, de la exposición en el Pavillon de Marsan del Museo de Artes Decorativas del Palacio del Louvre, París, 1964.
  • El circo: tela bordada 122 x 211 cm (1961).
  • Thiago de Mello: tela bordada 165 x 130 cm (1960).
  • La cueca: tela bordada 119.5 x 96 cm (1962).
  • El hombre: tela bordada 127 x 85 cm (1962).
  • Niños en fiesta: papel maché sobre madera prensada 58.5 x 99 cm (1963-1965).
  • Regalo de Ginebra: óleo sobre tela 123.5 x 140 cm (1964-1965).

 

museo violeta parra

En tanto, la sala Divina contiene las otras 16 muestras artísticas más impresionantes que fueron elaboradas por la artista, tales como:

  • Cristo en bikini: tela bordada 161.5 x 125 cm (1964).
  • Velorio de angelito: óleo sobre tela 27 x 41 cm (1964).
  • Entierro en el campo: óleo sobre tela 27 x 41 cm (1964).
  • Entierro en la calle: óleo sobre madera prensada 49 x 66 cm (1964).
  • Esperando el ataúd I: óleo sobre madera prensada 25 x 47 cm (1964).
  • Esperando el ataúd II: técnica mixta 51.5 x 62 cm (1964).
  • Juicio final: óleo sobre madera prensada 59.5 x 88.5 cm (1964-1965).
  • Ascensión: papel maché sobre madera prensada 62.5 x 91 cm (1963-1965).
  • La cena: óleo sobre madera prensada 32 x 67 cm (1964).
  • La trilogía Leyenda del último rey inca compuesta por La hija curiosa: óleo sobre madera aglomerada 50 x 70 cm (1964),.
  • Las tres hijas del rey lloran a su padre: óleo sobre madera prensada 31.3 x 45.3 cm (1964).
  • Las tres hijas del rey depositan el corazón y los ojos de su padre en una vasija: óleo sobre madera prensada 31 x 45.5 cm (1964).
  • La niña del arpa: papel maché sobre madera prensada 45 x 80 cm (1964-1965).
  • La cantante calva: tela bordada 140 x 173 cm (1960).
  • Árbol de la vida: tela bordada 135 x 97.5 cm (1963).
  • Contra la guerra: tela bordada 141.5 x 193 cm (1962).

museo violeta parra

De su obra “Velorio del Angelito“, que ilustra la tradición popular campesina que cantó en Rin del Angelito, destaca el poema de su pintura: “Ya se va para los cielos. Ese querido angelito.A rogar por sus abuelos.Por sus padres y hermanitos.(…). La tierra lo está esperando. Con su corazón abierto. Por eso es que el angelito parece que está despierto”

Ubicación del Museo Violeta Parra

El Museo Violeta Parra, es un museo que contiene en su seno obras de arte y además está dedicado a la cultura, el mismo se encuentra en la comuna y ciudad de Santiago; está muy cerca de la plaza Italia, esta es una de las zonas más típicas de la capital y concurridas de la misma, en la calle Vicuña Mackenna 37, Santiago, Región Metropolitana, Chile.

Se puede llegar en Metro, en la línea 1 ó 5, Estación Baquedano. También puede hacerse de forma particular, hay estacionamiento para los vehículos particulares; se puede trasladar en el sistema de transporte; es un parada imperdible. El Museo Violeta Parra tiene un horario de martes a viernes de 9:30 am hasta las 6:00 pm; sábados y domingos, de 11:00 am a 6:00 pm. La entrada es gratuita.

Museo Violeta Parra

(Visited 166 times, 1 visits today)
Categorías Chile

Deja un comentario